Etiquetas

, , , , , , , , , , ,


 Puede ser de utilidad para muchos, o bien podéis transmitirla ya que es probable que alguien lo necesite, os lo agradecerá.

 Ciertas proteínas dentro de nuestro sistema inmunológico contienen las instrucciones precisas necesarias para destruir los tumores cancerosos. En un cuerpo sano, esta capacidad inherente está siempre presente y siempre es eficaz sin el uso de drogas. Sin embargo, estas proteínas pueden resultar ineficaces si las células experimentan un crecimiento descontrolado por los daños o mutaciones en el ADN, o si las toxinas a través de los alimentos y la contaminación química anulan la función natural del sistema inmunológico. Investigadores de la Universidad Estatal de Pensilvania finalmente ayudaron a identificar y apoyar a la evidencia previa que demuestra cómo los alimentos suprimen el desarrollo del tumor durante la vigilancia inmunológica, el sistema inmunológico en su proceso de patrullar el cuerpo detecta si hay células cancerosas.

 Aquellos que se suscriban a los tratamientos convencionales contra el cáncer como la quimioterapia y la radioterapia tienen poco conocimiento de lo poderoso que es el cuerpo y la capacidad de curarse a sí mismo si se deja a sin intervención, pero con la nutrición adecuada.

 Los científicos han descubierto recientemente  que las células sanas dañadas por la quimioterapia contienen el secreto de una proteína que aumenta la supervivencia de las células cancerosas. La quimioterapia se ha demostrado que es causa de producción células cancerosas al interactuar con las células tumorales cercanas y hacer que crezcan, invadan, y, de manera importante, resistan el tratamiento posterior.

 En un estudio publicado en la revista  Science Translational Medicine , los científicos identificaron una molécula, conocida como TIC10, que activa una proteína que ayuda a combatir la enfermedad. La proteína, llamada TRAIL (necrosis tumoral relacionado con el factor ligado al inductor de apoptosis) suprime el desarrollo del tumor,  puede cruzar la barrera sangre-cerebro, que separa el sistema circulatorio principal del cerebro.

 A través de la infinita sabiduría del cuerpo, sus sistemas para reconocer a los invasores extraños y los venenos, como la quimioterapia, que no son beneficiosos para el cerebro. Muchos fármacos para el cáncer están por consiguiente preparados para pasar la barrera sangre-cerebro. Sin embargo, TRAIL se permite el paso debido a sus efectos beneficiosos sobre el sistema inmune.

 Otro punto positivo es que TIC10 no sólo activa el gen de TRAIL en células cancerosas, sino también en las sanas. Esto se conoce como el “efecto espectador”, es decir, cuando las células sans que están cerca de las células cancerosas también son matadas.

 Las células sanas también se les da un impulso para aumentar el número de receptores de TRAIL para combatir el cáncer en su superficie celular.

ALIMENTOS que inhiben los tumores

 La clave está en no caer en la terapia del cáncer selectiva o tratamientos farmacológicos basados ​​en ensayos clínicos con versiones creadas artificialmente desde la proteína.

 La comida es la medicina del cuerpo y no las drogas. Todo lo que necesitas hacer es buscar aquellos alimentos naturales que son potentes inhibidores del factor de necrosis tumoral (TNF) de los cuales hay varios.

1. Cúrcuma:
 
La curcumina, posiblemente el antioxidante más potente que se conoce de la especia india cúrcuma popular, tiene  un sinnúmero de beneficios de salud. Un estudio reciente dirigido por un equipo de investigación en Munich mostró que también puede  inhibir la formación de metástasis .

 La curcumina ejerce efectos anti-inflamatorios y anti-oxidantes de necrosis tumoral inhibiendo el factor alfa (TNF-alfa), lo que sugiere que su efecto sobre la función endotelial puede ser mediada por la supresión de la inflamación y/o el estrés oxidativo a través de la regulación por disminución de TNF- alfa.

 Uno de los resúmenes más completos de la revisión de 700 estudios-cúrcuma hasta la fecha fue publicado por la respetada etnobotánico James A. Duke , Ph D. Él mostró que la cúrcuma parece  superar a muchos productos farmacéuticos en sus efectos contra varias enfermedades crónicas y debilitantes, y lo hace por lo que prácticamente no tiene efectos secundarios adversos.

2. Uvas y Resveratrol*:
 
El resveratrol es un compuesto fenólico que contribuye al potencial antioxidante de las uvas rojas.

 El resveratrol no es sólo un antioxidante y antimutágeno, sino que también reduce el oxidante causado la muerte celular. El resveratrol se ha demostrado que inhibe la producción de óxido nítrico y factor de necrosis tumoral alfa (TNF-a) por las células de Kupffer estimulados por lipopolisacáridos. Las células de Kupffer son macrófagos fijos en un lugar en el hígado. Su sobre producción crónica de óxido nítrico y TNF-A debido a una infección crónica puede causar daño hepático grave.

 Quizá la propiedad más importante Resveratrol es su capacidad para inhibir la ciclooxigenasa-2 (COX-2). COX-2 está relacionada con el cáncer y crecimientos anormales en el tracto intestinal. Naturales inhibidores COX-2 tales como el resveratrol se ha demostrado para reducir la aparición de cánceres y tumores precancerosos. Así, mientras que las empresas farmacéuticas compiten por encontrar agentes complejos inhibidores de la COX-2, el ingrediente ya está presente en las uvas rojas que si se consumen a diario (o a través de jugo de uva orgánico) protegerá contra los tumores de forma natural.

 (*) Resveratrol: Ver en: http://es.wikipedia.org/wiki/Resveratrol

3. Té Verde:
 
Los beneficios de salud de té verde se deben a la presencia de un grupo de flavonoides vegetales llamados catequinas. De particular interés para los investigadores es epigalocatequina-3-O-galato (EGCG), el principal catequina en el té verde. Por ejemplo, investigadores de Corea del Sur han encontrado que EGCG bloques TNF naturalmente al interferir con la capacidad de ciertos pro-inflamatorias productos químicos que se unen a las células del tejido del músculo liso del sistema vascular. En un estudio de 2009 realizado por la Chonbuk Escuela de Medicina de la Universidad Nacional, se observó que el mecanismo específico de acción de EGCG en términos de bloqueo del TNF es la supresión de fractalquina, un agente inflamatorio específicamente involucrados en el desarrollo de la arteriosclerosis, o endurecimiento de la arterias.

4. Tomates:
 
El consumo regular de tomate y sus productos se está constantemente asociada con un menor riesgo de varios tipos de cáncer y, en menor medida, la enfermedad cardíaca coronaria. Entre los componentes de tomate muchos atribuye propiedades saludables, carotenoides y licopeno en particular están siendo activamente investigados.

 Efectos modestos de la ingesta regular de un zumo de tomate proporciona pequeñas cantidades de carotenoides que se encuentran en la producción de mediadores inflamatorios, tales como TNF-alfa. TNF-alfa por la sangre entera se encontró que era más de 30% inferior después de casi un mes de consumir jugo de tomate crudo.

5. Frutas y verduras:
 Hay evidencia suficiente para indicar que una dieta a base de alimentos ricos en antioxidantes naturales tales como frutas y verduras proporcionan beneficios anti-inflamatorios. Cuanto mayor sea la ingesta de la más se asocian con  reducciones significativas  en los niveles de marcadores de inflamación, incluyendo la proteína C reactiva (PCR), interleucina-6 (IL-6) y factor de necrosis tumoral-alfa (TNF-alfa).

 Cualquier fruta o vegetales (preferiblemente de color oscuro), que son una buena fuente de  indol-3-carbinol, un producto químico que potencia la reparación del ADN en las células, bloquea el crecimiento de las células cancerosas. Un equipo de investigadores de la Universidad Estatal de Ohio anunció que  las antocianinas , los compuestos que dan col su color púrpura son capaces de cortar el crecimiento de células de cáncer de colon, tanto  in vitro  en ratas y en un 50% -100%, con ciertos extractos incluso destruir hasta 20% de las células cancerosas dejando las células sanas circundantes intactos.

 /David Mihalovic, médico naturista que se especializa en la investigación de vacunas, prevención del cáncer y un acercamiento natural al tratamiento.

 Fuentes:
 Original (Inglés): WakingTime 
 
traducido por CasaEnferma y tomado de HumanosEnElCosmos

Anuncios